Barquitos rellenos de Cidra o Cabello de ángel

Barquitos rellenos de Cidra o Cabello de ángel

Éstos deliciosos pastelitos los he sacado del blog Mis recetas de cocina hace muy poco que los vi también en otro blog y ya no he podido resistirme, quería tardar un poco más en subir la receta ya que muchos de vosotros la habréis visto pero nos ha fascinado en casa sobre todo a los que somos los papis ya que mis hijas no son tan pasteleras como nosotros. Son altamente adictivos hasta el punto que entre mi marido y yo nos lo hemos comido casi todos en 3 días ¡Prometo no volver a hacerlos hasta que no pase un tiempo prudencial!Como veis podemos hacer si no tenemos o no queremos comprar los moldes de los barquitos un pastel redondo o cuadrado como vemos en la foto. No creáis que es muy laborioso de hacer éstos dulces, no lo son si el hojaldre es comprado.

Antes quiero agradecer muchísimo a Merche y Sunny del blog Sorpresa en la Mesa un simpático premio que me han otorgado “Blog más tierno” porque son unas chicas estupendas con unas recetas deliciosas que os aconsejo que vayáis a ver y conocerlas, os va a encantar todo lo que veréis allí si es que aún no lo conocéis. Como he dicho en ocasiones anteriores no sigo cadenas de premios ya por falta de tiempo pero eso no quita que no haga mención de dicho honor porque realmente se agradece mucho que se acuerden de una ¡Muchas gracias chicas!

¡Vamos con la receta!Así rellenaremos.

Preparación:

Encendemos el horno a 180ºC Calor arriba y abajo. Horneado a media altura.

Hojaldre:  

Engrasamos los moldes con mantequilla. Extendemos el hojaldre sobre los moldes que vamos a utilizar. Hacemos presión con los dedos ligeramente para que la masa cubra el fondo. Con un rodillo pasamos por encima para cortar los bordes.

Cidra: 

En el fondo colocamos un poco (No en exceso) de cidra o cabello de ángel, la extendemos suavemente sobre el fondo.

Magdalenas: 

A continuación preparamos la masa de magdalenas: En un bol ponemos los dos huevos y el azúcar, Batimos con varillas hasta doblar volumen. Añadimos el aceite mientras seguimos batiendo y la leche. Por último la harina tamizada junto con la levadura hasta que quede bien integrada.Vertemos sobre la cidra un poco de esta masa de magdalenas sin llegar al borde.

Horneado:

Llevamos nuestros barquitos al horno precalentado dejando que se horneen hasta quedar dorados. Retiramos, dejamos enfriar un poco y desmoldamos.Glaseado: Hacemos el glaseado que he variado un poco de la receta original.

En un bol pequeño ponemos unas 2 cucharadas de azúcar glas, añadimos unas gotas de agua o la suficiente para que al remover nos debe quedar una consistencia de crema espesa pero que se pueda untar sin problemas sobre nuestros pasteles. Con ella pintamos una pequeña parte encima de nuestros barquitos.